Print Friendly, PDF & Email" />
localhost/wordpress
Publicado el: Jue, Sep 26, 2013

Mociones limitan el acceso y regulan manejo de armas de fogueo y similares

Share This
Tags

pisrola-camara9x6Una de las iniciativas, presentada por diputados de la UDI, establece que el uso de armas artesanales o bélicas para delinquir tendrá una pena de entre 5 años y un día a 15 años. La segunda propuesta, ingresada por un grupo transversal de legisladores, reglamenta la venta de estos elementos, promueve la creación de un registro de las personas que adquieren estos productos y limita su venta a quienes cumplan con los requisitos definidos en la Ley.

Dos mociones parlamentarias fueron presentadas en las pasadas semanas por distintos grupos parlamentarios con el fin de regular el uso de armas de fogueo, las llamadas armas “hechizas” y similares, hoy no reglamentadas debidamente en la legislación chilena.

La primera de las propuestas (boletín 9073) fue presentada el pasado martes 27 de agosto por el diputado UDI Joel Rosales junto a sus compañeros de partido, Nino Baltolu, Ramón Barros, Eugenio Bauer, Enrique Estay, Javier Hernández, Manuel Rojas, David Sandoval, Enrique Van Rysselberghe y Gastón Von Mühlenbrock.

El proyecto, destinado a la Comisión de Seguridad Ciudadana para su estudio, modifica la Ley 17.898, sobre control de armas, limitando el acceso a armas de fogueo y aumenta las penas por el porte y/o tenencia de armas artesanales o hechizas.

Según resaltaron los legisladores, no existe un control de importación ni venta de las armas de fogueo, lo que, hasta cierto punto, facilita el acceso a tales especies, que no siempre serán utilizadas como un juguete o con fines deportivos, sino que pueden usarse con el propósito de delinquir.

Informaron que, actualmente, la Ley de Control de Armas, no incluye el tratamiento de las armas de fogueo y sus municiones, ni establece consideraciones especiales para las llamadas armas “hechizas”, es decir, aquel armamento de factura artesanal que, muchas veces, es incautado a los delincuentes. “Se estima necesario regular esta situación, para su control y fiscalización; reduciendo el espacio de acción de la delincuencia”, resaltaron.

En esta línea, la moción incluye en el área de fiscalización de la Ley de Control de Armas al instrumental a fogueo y aquellas que asemejen las características de un arma verdadera y sus municiones. Asimismo, se las obliga a cumplir con los requisitos y especificaciones técnicas que establezca el reglamento respectivo.

Además, determina que, en caso de armas hechizas, no será aplicable la presunción definida en la Ley de Control de Armas que indica que “si de las circunstancias o antecedentes del proceso pudiera presumirse fundadamente que la posesión o porte del arma estaba destinado a fines distintos que los de alterar el orden público, atacar a las Fuerzas Armadas o de Orden y Seguridad Pública o perpetrar otros delitos, se aplicará únicamente la pena de multa de once a cincuenta y siete unidades tributarias mensuales”.

Finalmente, señala que si dichas armas son artesanales o hechizas o de uso bélico, la pena será de presidio mayor en sus grados mínimo a medio, esto es, entre 5 años y un día a 15 años.

La segunda moción (boletín 9079), derivada también para su estudio a la Comisión de Seguridad Ciudadana, fue ingresada oficialmente el pasado 2 de septiembre por el diputado DC Matías Walker junto a sus compañeros de bancada Jorge Burgos, Pablo Lorenzini y Gabriel Silber; PS Alfonso De Urresti y Carlos Montes; RN Cristián Monckeberg y Marcela Sabat; y las diputadas UDI María Angélica Cristi y Marisol Turres.

Los legisladores recalcaron que la actual venta de armas a fogueo, de balines, postones, rifles y pistolas de aire comprimido, ballestas, hondas profesionales y similares se realiza en armerías y locales de venta de artículos deportivos, “no siendo necesario para su adquisición ningún requisito de parte del comprador, sin restricciones de ninguna naturaleza”.

“En la actualidad, una persona con antecedentes penales, trastornos psicológicos, órdenes de aprehensión vigentes e, incluso menores de edad, no tiene ninguna restricción para comprar estas armas y, eventualmente, cometer un ilícito”, enfatizaron.

En este plano, acotaron, la iniciativa legal tiene como propósito reglamentar la venta de estos elementos, llevar un registro de las personas que adquieren estos productos y limitar su venta a personas que cumplan con los requisitos que actualmente la ley establece.

La moción, específicamente, incorpora al registro las armas de fogueo, de balines, postones, rifles y pistolas de aire comprimido, ballestas, hondas profesionales y similares al Registro Nacional de Venta de Armas. Además, indica que los que no cumplan con el debido registro y autorización, serán sancionados con presidio menor en su grado medio a presidio mayor en su grado mínimo (desde 541 días a10 años).

Asimismo, se establece que los que fabriquen, armen, transformen, importen, internen al país, exporten, transporten, almacenen, distribuyen o celebren convenciones respecto de estas armas, sin la autorización señalada, serán sancionados con la pena de presidio menor en su grado mínimo a presidio mayor en su grado medio (desde 61 días a 15 años).

Publicado el 24 de septiembre del 2013

Print Friendly, PDF & Email

237total visits,1visits today

Dejar un comentario